Lengua

Inicio Pronombres Ejercicios: los pronombres

Ejercicios: los pronombres

Publicado por Aroa Plaza

En este post vamos a trabajarla categoría gramatical de los pronombres. A continuación te propondremos un texto y tendrás que señalar los pronombres que aparece en él. Además, tendrás que clasificar los pronombres según al tipo al que pertenezcan. Recuerda que existen pronombres personales, posesivos, demostrativos, reflexivos, recíprocos, relativos, numerales, indefinidos e interrogativos y exclamativos. ¡Comencemos!

deberes-colegio-pintado-por-jfrkffkkf-9767825

Texto:

“Aquella noche yo no podía dormir, así que decidí bajar a la cocina y tomar un chocolate bien caliente, no recordaba la última vez que había tomado uno. Aquel era un vecindario normalmente silencioso, pero ese día se escuchaba un gran alboroto unas casas más abajo, que me había desvelado por completo. Había calentado demasiado el chocolate con leche, así que en vez de esperar en la cocina decidí salir de la casa y ver quién armaba tanto escándalo. Caminé un poco por la acera, con la bata que a mi marido le había regalado su abuela y descubrí que el bullicio provenía de casa de los Blanco. A través de las ventanas se veía reír y charlar a los invitados, que eran muchos, y pensé que la hija mayor del matrimonio habría montado una gran fiesta sin el consentimiento de sus padres. Si era así, esa chiquilla tampoco iba a tener el mío e iba a terminar esa fiesta. Nadie abría la puerta y tuve que llamar insistentemente hasta que la señora Blanco abrió mientras se acicalaba el pelo, yo me quedé estupefacta y ella me miraba con cara de pocos amigos. Me preguntó que si buscaba a alguien y contesté que no, pero, con cara de satisfacción, ella me dijo que mi marido estaba en el piso de arriba, pero que mejor me llevara al suyo. Yo, olvidando que no llevaba nada más que la ropa interior bajo la bata, me la quité y se la tiré a la cara diciéndole que se podía quedar con los dos. Corrí por la acera, llegué a casa, cerré la puerta, me tomé mi chocolate y me fui a dormir. Al día siguiente, mi marido y yo nos reprochamos muchas cosas, algunas ciertas y otras no; pero, ya nada importaba, me había mentido y yo no estaba dispuesta a olvidar.”

Solución:

“Aquella noche yo no podía dormir, así que decidí bajar a la cocina y tomar un chocolate bien caliente, no recordaba la última vez que había tomado uno. Aquel era un vecindario normalmente silencioso, pero ese día se escuchaba un gran alboroto unas casas más abajo, que me había desvelado por completo. Había calentado demasiado el chocolate con leche, así que en vez de esperar en la cocina decidí salir de la casa y ver quién armaba tanto escándalo. Caminé un poco por la acera, con la bata que a mi marido le había regalado su abuela y descubrí que el bullicio provenía de casa de los Blanco. A través de las ventanas se veía reír y charlar a los invitados, que eran muchos, y pensé que la hija mayor del matrimonio habría montado una gran fiesta sin el consentimiento de sus padres. Si era así, esa chiquilla tampoco iba a tener el mío e iba a terminar esa fiesta. Nadie abría la puerta y tuve que llamar insistentemente hasta que la señora Blanco abrió mientras se acicalaba el pelo, yo me quedé estupefacta y ella me miraba con cara de pocos amigos. Me preguntó que si buscaba a alguien y contesté que no, pero, con cara de satisfacción, ella me dijo que mi marido estaba en el piso de arriba, pero que mejor me llevara al suyo. Yo, olvidando que no llevaba nada más que la ropa interior bajo la bata, me la quité y se la tiré a la cara diciéndole que se podía quedar con los dos. Corrí por la acera, llegué a casa, cerré la puerta, me tomé mi chocolate y me fui a dormir. Al día siguiente, mi marido y yo nos reprochamos muchas cosas, algunas ciertas y otras no; pero, ya nada importaba, me había mentido y yo no estaba dispuesta a olvidar.”

Pronombres personales: yo, se, me, le, se, yo, me, me, me, ella, me, me, yo, me, la, se, la, le, se, me, me, yo, me, yo.
Pronombres posesivos: mío, suyo.
Pronombres demostrativos: aquel.
Pronombres reflexivos: se.
Pronombres recíprocos: nos.
Pronombres relativos: que, que, que.
Pronombres numerales: uno, dos.
Pronombres indefinidos: poco, muchos, nadie, alguien, algunas, otras.
Pronombres interrogativos: quién.
Pronombres exclamativos: no hay.

Categorías: Pronombres