Lengua

Inicio Literatura, Tipos de texto Tipología textual

Tipología textual

Publicado por Pablo

La tipología textual es un modo de clasificar las diferentes variedades de textos en función de una serie de características comunes o compartidas. Es importante aclarar que los textos pueden clasificarse en función de diferentes variables y métodos, de forma que no existe una clara división entre tipologías textuales, si bien sí hay algunas clasificaciones bastante comunes.

tipologia-textual.jpg

Por ejemplo, si nos fijamos en el contenido de un texto literario, podremos definir si se trata de un texto narrativo, poético o dramático. Esta distinción, en los llamados géneros literarios, tiene gran antigüedad, pues fue nada menos Aristóteles quien la fijó por primera vez, y posteriormente se fue enriqueciendo con progresivas divisiones en nuevos subgéneros.

En cualquier caso, los textos no tienen por qué ser literarios, de forma que esta división de tipologías textuales clásicas (épica, lírica, dramática) se queda corta. Para suplir sus carencias, los analistas más modernos trabajan con diferentes variables.

Por ejemplo, uno de los modos más comunes a la hora de analizar textos en la actualidad es el que lo hace en función de sus secuencias textuales. Estas secuencias son en realidad esquemas en forma de superestructuras que portan una serie de características lingüísticas. Las más comunes son la narración, la descripción y la instrucción: la narración cuenta hechos reales o ficticios en diferentes tiempos verbales; la descripción da cuenta de características de una persona u objeto; mientras que la instrucción da órdenes u ofrece instrucciones para lograr algún objetivo concreto.

Es importante señalar aquí que las secuencias textuales no aparecen de forma aislada, o lo que es lo mismo, un mismo texto puede presentar diferentes secuencias textuales. De hecho, lo normal es que lo haga, ya que un texto únicamente narrativo, descriptivo o instruccional es difícil de encontrar.

Por otra parte, también es común clasificar los textos en función de su dimensión, y en este sentido los lingüísticas distinguen sólo entre dos posibilidades: la dimensión argumentativa, cuando el texto tiene el claro objetivo de persuadirnos de algo o defender una determinada opinión; y la dimensión poética, cuando el objetivo del texto no es otro que producir placer estético en el lector.

Por último, también es común -de la mano de las secuencias textuales- clasificar los textos en función de las voces que en ellos intervienen. Así, los textos podrían ser monólogos, cuando sólo interviene un personaje, o diálogos, cuando aparecen dos, o más. Si bien hay que introducir aquí el concepto de la polifonía, pues incluso en un texto monológico puede aparecer más de una voz o punto de vista.

Categorías: Literatura, Tipos de texto