Lengua

Inicio Gramática «Se» pronominal

«Se» pronominal

Publicado por Aroa Plaza


Al analizar sintácticamente frecuentemente surgen dudas al encontrarnos en la oración la palabra «se». Con el fin de solventar estas dudas vamos a ver qué valores o usos tiene esta palabra y qué funciones sintácticas realiza. Hoy nos centraremos en el uso del «se» pronominal, y en el siguiente artículo nos ocuparemos del se indicador de oraciones impersonales y de pasiva refleja.

se

El «se» pronominal es una palabra átona que no varía en género y número y que posees diferentes usos:

1. “Se” sustituto de «le» o «les».

El pronombre personal «se» se emplea como sustituto del pronombre le(s) cuando en una oración lo que aparece a continuación del pronombre «le» son los pronombres «lo», «la», «los», «las». En estas ocasiones, para evitar la cacofonía que se produce el pronombre «le» pasa automáticamente a «se» y siempre realizará, por tanto, la función sintáctica de complemento indirecto.

Ejemplo: Le conté un cuento > *le lo conté > Se lo conté.

2. “Se” con valor reflexivo.

El pronombre personal «se» se emplea con valor reflexivo cuando el sujeto es quien realiza o manda realizar la acción y la recibe al mismo tiempo. Este se puede realizar las sunciones sintácticas de complemento directo e indirecto. Realizará la función de complemento directo cuando no haya otro sintagma en la oración que desempeñe esta función y la de complemento indirecto cuando sí lo haya.

Ejemplos:
Mi hermana se peina su largo cabello > se = complemento indirecto y su largo cabello = complemento directo.
Ese chico no se lava nunca > se = complemento directo.

3. “Se” con valor recíproco.

El pronombre personal «se» con valor recíproco funciona de la misma manera que el se reflexivo pero en las ocasiones en las que en un sujeto plural o múltiple, los componentes de este sujeto realizan la acción los unos sobre los otros. Podrá también funcionar como complemento directo o indirecto en función de la presencia o no de otro sintagma que funcione como complemento directo.

Ejemplos:
María y Nacho se mandan cartas de amor > se = complemento indirecto y cartas de amor = complemento directo.
María y Nacho se escriben > se = complemento directo.

4. “Se” dativo o intensificador del verbo.

El pronombre «se» dativo se emplea para dotar de mayor intensidad al significado del verbo. Este tipo de se puede eliminarse de la oración sin que esta pierda sentido o resulte agramatical y no posee función sintáctica, aunque sea similar al complemento indirecto.

Ejemplo: Se comió tres platos de pasta > comió tres paltos.

5. “Se” como parte de un verbo pronominal.

Este tipo de «se» lo hayamos en las formas de tercera persona de los verbos pronominales. Algunos de estos verbos exigen la presencia de los pronombres para conjugarse y no existen sin su presencia (arrepentirse, atreverse, adueñarse, abstenerse, etc.); sin embargo, otros existen sin el pronombre, pero este les suma algún matiz (dormir / dormirse, ir / irse, salir / salirse, etc.). El se con este valor no tiene función sintáctica y se analiza como parte del verbo.

Ejemplos:
Se arrepintió de no haber venido.
Se durmió en los laureles.

Categorías: Gramática