Lengua

Inicio General Oraciones impersonales

Oraciones impersonales

Publicado por Pablo

Mediante el uso de las oraciones es como solemos expresar enunciados lógicos o, al menos, portadores de sentido. Así como hemos estado estudiando en esta página, La guía de lengua, sabemos que existen oraciones de diferente tipología y asimismo existen diferentes formas de clasificar las oraciones.

orimpersonales.jpg

Por lo general, tendemos a pensar que una oración siempre está compuesto por un sujeto (aunque este sea elíptico y no aparezca en la oración) y de un predicado. Pero esto no siempre es así. De la misma manera que no todo lo que ocurre en la vida puede ser achacado a alguien, no siempre una oración cuenta con un sujeto léxico. En realidad, no todo lo que sucede se debe a la acción activa o pasiva de una persona, de un animal, o de una cosa. Para las ocasiones en las que esto, efectivamente, no es así, disponemos de las llamadas oraciones impersonales.

Una oración impersonal se define como aquella que no admite ningún sujeto léxico. Este tipo de oración se conjuga siempre en tercera persona del singular, por lo que en ocasiones también son denominadas como oraciones unipersonales.

Por lo general, con este tipo de oraciones se emplean para reflejar fenómenos de la naturaleza:

Va a llover
Hace calor
Mañana nevará por aquí
Está granizando

De este tipo de fenómenos no se puede culpar o responsabilizar a la acción de ningún sujeto, por lo que son el ejemplo perfecto del uso obligado de oraciones impersonales.

También entran en este grupo las oraciones que se forman con el verbo haber, siempre en singular, en las raras ocasiones en las que éste ejerce su propio significado, y no aparece como auxiliar de otros verbos. Por ejemplo:

En este pantano hay muy poca agua
Había pocas posibilidades de lograrlo

Otro ejemplo de oraciones impersonales son aquellas que se forman mediante el pronombre “se” y la tercera persona de un verbo en singular. Como en:

En este país se vive bien
En tu pueblo se hacen unas fiestas estupendas

Por último, otro tipo de oración impersonal es aquella que se construye mediante la utilización de la tercera persona del plural, en las ocasiones en las que no se conoce al autor de una acción, incluso aunque se puede presuponer que una sola persona la responsable de los hechos. Por ejemplo:

Me han robado el dinero
Aquella noche lo mataron en su domicilio
Le han fastidiado bastante con eso

Categorías: General