Lengua

Inicio Libros, Literatura El corazón de las tinieblas de Conrad

El corazón de las tinieblas de Conrad

Publicado por A. Cerra

El escritor Joseph Conrad (1857 – ) tuvo en él mismo una vida de novela, ya que desde muy joven y tras quedarse huérfano en su Polonia natal, se convirtió en marinero, algo que hizo siendo prácticamente un niño y sorprendentemente en Marsella, Francia. Y como marinero se recorrió gran parte del planeta, hasta que finalmente en el año 1894 se estableció de forma definitiva, donde decidió convertirse en novelista.

Por supuesto sus obras están pobladas por personajes que viven como aventureros, muchos de ellos marinos, y que en general nos trasmiten una visión del mundo donde vuelcan sus traumas relacionados con la soledad, el exilio y la violencia del mundo y del ser humano. Y de entre todas esas obras, hay una que destaca especialmente y que reúne todos estos ingredientes y muchos más. Hablamos de El corazón de las tinieblas publicada en 1902.

Es una obra que se ambienta en el Congo, en el corazón de África, un lugar al que el propio Conrad había viajado. Y de alguna forma retorna a ese sitio por medio de un personaje que viene a ser el alter ego de Conrad. Es Charlie Marlow, un marinero que ha sido contratado por una compañía belga para que busque a uno de sus empleados, y no uno cualquiera, sino uno de los más productivos y especiales que se llama Kurtz.

Así que Marlow navega hasta allí y luego se adentra en el interior del país remontando el río Congo. De esta manera el autor nos va sumergiendo cada vez más y más en unos paisajes extraordinarios y una cultura desconocida y plagada de peligros. Todo un viaje al interior, pero que todavía no ha acabado, ya que la gran sorpresa llega cuando encuentra a Kurtz.

Este hombre se ha transformado en un personaje venerado por las tribus locales, y está totalmente trastornado, alejado de cualquier valor de la civilización occidental y se ha dejado llevar por los instintos naturales más básicos y salvajes. Marlowe se da cuenta de que está enfermo, así que decide llevárselo de allí, pero Kurtz al poco de empezar el viaje de regreso y pronunciará unas enigmáticas palabras antes de fallecer: “¡El horror!, ¡el horror!”.

No se nos explica qué es ese horror, pero se da a entender que Kurtz ha visto cosas que ni siquiera nos podemos imaginar, y Marlowe tras el viaje intuye todo ese mundo. Y es que El corazón de las tinieblas aparentemente puede parecer un libro de aventuras y de viaje, pero es mucho más. En realidad es un viaje a lo más recóndito del alma del ser humano.

No es extraño que una obra tan magnífica haya inspirado a otros autores posteriores. Por ejemplo, el escritor de viajes Javier Reverte ha hecho su homenaje a Conrad con su obra Vagabundo en África en la que también recorre el río Congo. No obstante, la obra más famosa que ha inspirado El corazón de las tinieblas es una película de cine, Apocalipsis Now de Francis Ford Coppola, donde el trastornado coronel Kurtz es interpretado por Marlon Brando y se encuentra sumergido en la espesa selva donde se desarrolla la Guerra de Vietnam.

Categorías: Libros, Literatura