Lengua

Inicio Libros La fórmula preferida del profesor de Yoko Ogawa

La fórmula preferida del profesor de Yoko Ogawa

Publicado por A. Cerra

De toda la literatura japonesa contemporánea, no cabe ninguna duda que el escritor más conocido en los países occidentales es Haruki Murakami, autor de obras tan aclamadas como Kafka en la orilla o la memorable 1Q84. Sin embargo, el panorama literario nipón va muchísimo más allá e incluso hay otros literatos que han traspasado fronteras. Un buen ejemplo es Yoko Ogawa, una mujer que consiguió un éxito sin precedentes con la publicación en 2004 de este libro La fórmula preferida del profesor. Un relato que en su país se llevó al cine o se ilustró en cómics. Además de que fue traducido a diversas lenguas, incluido el español.

Y el motivo es muy evidente. Su lectura es una auténtica delicia. Nos cuenta la relación entre tres personajes. Una asistenta de hogar, su hijo de 10 años apasionado del béisbol y un profesor de matemáticas jubilado que debido a un accidente tiene una memoria muy peculiar. Solo recuerda lo que ha hecho en los últimos 80 minutos, eso y un sinfín de fórmulas y conocimientos matemáticas. Es decir, que los números son otros personajes de la narración, ya que el profesor todo lo va relacionando ecuaciones y teoremas.

Pero no hay que asustarse. No hay que ser un experto en matemáticas para gozar con esta lectura. En realidad, la autora nos relata cómo va creciendo el cariño, el aprecio e incluso el amor entre este peculiar triángulo de personajes. Ya que la asistenta nunca ha sido una persona con demasiada suerte, y sin embargo desde que entra a trabajar con este profesor, de aspecto huraño e incluso catalogado como problemático, su vida a ser mucho más agradable. Además de que su pequeño hijo va a encontrar un buen referente para su educación.

No desvelaremos mucho más de la trama. Tan solo que es una novela que se lee rápido, gracias la sencillez del estilo. Algo que cuadra a la perfección con que sea la propia asistenta la que nos narra sus vivencias. De modo que todo va fluyendo con mucha naturaleza y delicadeza.

Tal vez este haya sido el gran éxito de Yoko Ogama, nacida en 1962 en Okayama. Una autora que comenzó su carrera literaria inspirándose en los grandes clásicos de las letras japonesas, y ya desde su debut en 1988 con Cuando la mariposa se descompone alcanzó fama y prestigio. Y desde entonces no ha parado de publicar exitosos libros como Hotel Iris o El embarazo de mi hermana. En definitiva, que merece la pena seguir a esta autora, cuyo estilo es más fácil de leer para los occidentales que otros escritores japoneses.

Categorías: Libros