Lengua

Inicio Lingüística Diferencias entre hombres y mujeres

Diferencias entre hombres y mujeres

Publicado por Lourdes

Las diferencias que existen en todos los campos que nos podamos imaginar entre los hombres y las mujeres son numerosas y realmente opuestas. Pues bien, en el artículo de hoy nos vamos a centrar en las diferencias que existen entre los hombres y las mujeres con respecto a su lenguaje. No pierdas detalle.

Son muchos los lingüistas que han estudiado este tema, pero ha sido una la que parece haber dado en la clave. Se trata de la lingüista norteamericana llamada Deborah Tannen quien afirma que por un lado, las personas que pertenecen al género femenino son capaces de mantener una conversación sobre un mismo tema horas y horas sin aburrirse, sin repetirse y sin quedarse sin argumentos. Los pertenecientes al género masculino, por su parte, pueden ser capaces de hablar sobre cincuenta temas diferentes en una misma conversación y durante exactamente el mismo tiempo en el que las mujeres charlaban sobre su monotema. Curioso, ¿no?.

homb

Por otro lado, también ha sacado unas conclusiones en cuanto a la esencia de los temas de esas conversaciones. En una conversación entre mujeres, será mucho más común que éstas tengan una connotación afectiva y sentimental, enfatizando en el compartir experiencias similares que se hayan vivido. Como ya supondréis, las conversaciones que suelen darse entre hombres no tienen nada que ver con lo anterior, sino que éstas suelen ser de carácter puramente informativo centradas en narrar historias que hayan visto, oído o leído.

Existe otra lingüista, Lunette Hirschman, que hace hincapié en otro aspecto, el de receptor de una conversación. Cuando son las mujeres las que juegan este papel, continuamente están aplicando la función fática del lenguaje, es decir, emiten sonidos tales como «aja», «sí», «entiendo», «claro», «es verdad», «mmm», etc., para confirmar que están ahí y que están escuchando a su interlocutor. Esta actitud es natural de la mujer y por esta razón, cuando habla con un hombre y, como su naturaleza manda, no emite ningún sonido de atención, la mujer suele pensar que lo está aburriendo o que no le está escuchando. Sin embargo, para un hombre, la actitud de la mujer de estar emitiendo estos sonidos continuamente mientras él habla, le hace pensar que ella está impaciente y deseando que él termine de hablar para hacerlo ella.

Después de averiguar estas afirmaciones comprobadas entre miles y miles de casos independientes de hombres y mujeres nos hace pensar que tal vez la teoría de que los hombres vinieron de un planeta y las mujeres de otro no sea tan descabellada al fin y al cabo y dé la explicación de por qué los hombres y las mujeres somos tan diferentes. Si no sabes de que teoría te hablo no tienes más que acudir al libro «Los hombres son de Marte y las mujeres de Venus» de John Gray.

Categorías: Lingüística