Lengua

Inicio Lingüística Trastornos del habla

Trastornos del habla

Publicado por Lourdes

logopedia-terapia-tulburarilor-de-limbajEn un post anterior ya os explicamos en qué consistían los trastornos del habla y qué tipos había. Si te lo perdiste lo puedes consultar pinchando en el siguiente enlace que te proporcionamos:

Trastornos del habla

En el artículo de hoy nos vamos a centrar en el TRATAMIENTO e INTERVENCIÓN de las personas que padecen estos trastornos del habla. Presta atención.

Cómo intervenir en los trastornos de articulación

-DISLALIAS

Para tratar este trastorno se puede seguir dos métodos diferentes:

a) Por un lado existe la llamada «intervención indirecta» que se centra en desarrollar las habilidades bucolinguales, de discriminación auditiva y la respiración. Con ello, se pretende que se desarrollen de forma adecuada todas las partes que actúan en el proceso del habla ayudando una articulación más efectiva.

b) El otro método es conocido por el nombre de «intervención directa» y se centra escrupulosamente en articular de la manera más perfecta posible todos los grupos de fonemas que componen nuestro idioma. Al mismo tiempo, se pretende que estos fonemas se utilicen de manera espontanea en el lenguaje cotidiano.

Es importante decir que todas las actividades que se realicen en este método o en cualquier otro deberán ser adaptadas a las capacidades y limitaciones que cada persona que padezca este trastorno tenga.

-DISARTRIAS Y DISGLOSIAS

Con estos trastornos habrá que seguir primero una recomendación médica y después el mismo método que en las dislalias.

Cómo intervenir en los trastornos de la voz

Tratar de una manera efectiva a las personas que padecen trastornos de la voz debe ser un proceso minucioso basándose en una serie de normas que será imprescindible que se cumplan en su totalidad ya que, si no lo hacemos, en lugar de ayudar al individuo puedes agravar su trastorno.

– En el momento de las terapias es muy importante que se desarrollen en una estancia en la que no haya ni ruidos ni gritos.

– La persona que se encargue de ayudar al paciente deberá hablarle desde una distancia normal (nunca alejado) y sin gritar. También debe articular las palabras de manera pausada y clara.

– Los aparatos de audio que se utilicen deben tener un volumen normal.

– Alcanzar la costumbre de hablar en voz alta pero sin tener la necesidad de gritar para que te entiendan.

– Realizar y acostumbrar al paciente a hacer ejercicios de relajación, de respiración y de fonación.

Esta terapia puede y debe ser apoyada por un tratamiento especializado médico dependiendo de las necesidades que en mayor o menor gravedad tenga el paciente, como por ejemplo la «reeducación vocal» que consiste en enseñarles a hablar sin tener que forzar sus cuerdas vocales.

Cómo intervenir en los trastornos de la fluidez

Con las personas que presentan trastornos de la fluidez como la tartamudez, lo más efectivo sería el tratamiento preventivo que comenzaría con edades muy tempranas, pero si el caso con el que nos encontramos ya tiene más edad, lo que debemos hacer es un programa rehabilitador que conste de relajación, respiración, voz y normalización de los elementos prosódicos del habla. El objetivo principal de este método será el de hacer mejor aquellos aspectos relacionales