Lengua

Inicio Lingüística Jacinto Benavente

Jacinto Benavente

Publicado por Aroa Plaza


El escritor Jacinto Benavente, que en el año 1922 ganó el premio Nobel de Literatura, es uno de los dramaturgos fundamentales en la evolución del teatro de España. A través de él algunos tipos de teatro, como por ejemplo la alta comedia o los dramas rurales, han llegado al siglo XX con importantes cambios, sobre todo en cuanto a la naturalidad y espontaneidad con las que se emplea el lenguaje en los diálogos de las obras, se crean los personajes o se forman las tramas. Todo es menos artificioso.

untitled

En un primer instante, al público le cuesta contemplar un teatro en el que se dejan ver las contradicciones existentes en la moralidad de la burguesía de aquel entonces y que revelan tanto sus cualidades como sus defectos, pero poco a poco la calidad de este teatro irá ganando adepto y llevará a su autor a alcanzar un notable éxito que le empujará a escribir un gran número de obras que sobrepasa las cien.

Como hemos apuntado ya, es la comedia burguesa la que lleva a Jacinto Benavente a la fama. En este tipo de obras la acción es escasa y lo que realmente importa es la denuncia de aquellos aspectos de la burguesía que el autor despreciaba, como por ejemplo, la hipocresía, la frivolidad, la importancia de las apariencias, etc. Los espacios en los que se desarrolla la comedia son urbanos e interiores, en muchas ocasiones, es el salón el lugar elegido. Algunas de las obras más conocidas son: El nido ajeno, Gente conocida, Lo cursi, Los malhechores del bien, Pepa Doncel, La comida de las fieras, Rosas de otoño, Campo de armiño.

También cultiva Jacinto Benavente un tipo de teatro de carácter cosmopolita que se desarrolla en ambientes lujosos como yates, casinos, etc., y cuyos personajes pertenecen a las altas clases sociales de Europa, que normalmente se hallan en declive. Jacinto Benavente hace una crítica a la aristocracia que no se ha adaptado a los nuevos tiempos. Algunos títulos son La noche del sábado y La mariposa que voló sobre el mar.

Aunque de un modo más suave, Benavente también cultivó los pasionales y violentos dramas rurales característicos de la literatura de fin de siglo. En 1890 escribe Señora ama y en 1923 La malquerida, que trata el tema del incesto entre un padre y su hijastra conectando con la tragedia clásica.

Por último, hablaremos de la obra teatral con la que más éxito ha cosechado: Los intereses creados, de 1907, y su continuación La ciudad alegre y confiada de 1916. Giran en torno a la maldad y el interés del hombre y aparecen dos personajes, Crispín y Leandro, que encarnan el materialismo y el idealismo, respectivamente. En esta obra, Jacinto Benavente trasciende el tiempo y el lugar en los que se desarrolla la comedia y crea una obra en la que todo hombre puede reconocer estos dos arquetipos y las cuestiones criticadas por el autor. En definitiva, diremos que la obra Los intereses creados es una de las piezas imprescindibles del teatro español.

Categorías: Lingüística