Lengua

Inicio Literatura Los cuentos de Canterbury

Los cuentos de Canterbury

Publicado por Lourdes

Canterbury_TalesEn el artículo de hoy podrás leer un análisis de uno de los documentos más importantes de la literatura inglesa ya que fue la primera obra escrita en esta lengua pues, antiguamente, las producciones literarias tan sólo eran escritas en latín o en francés, por esta razón, solo lectores con una gran cultura pudieron leerlo. Se trata de «Los cuentos de Canterbury», cuyo autor fue Geoffrey Chaucer. Si quieres consultar su biografía puedes hacerlo haciendo click en el enlace que te proporcionamos a continuación:

Geoffrey Chaucer

Pues bien, «Los cuentos de Canterbury» fueron escritos en las últimas décadas del siglo XIV. La estructura en la que esta obra se desarrolla tiene mucho en común con las célebres «El Decamerón», «El libro del Buen Amor» o «El Conde Lucanor». Sin embargo, existió una gran diferencia entre ellos ya que, «Los cuentos de Canterbury» de Chaucer tiene una amplia diversidad tanto en las personalidades de sus personajes como en las tramas de cada uno de los cuentos, cosa que en las obras anteriormente mencionabas no ocurrió.

Con respecto al estilo de esta obra, Geoffrey Chaucer no siguió un patrón determinado ya que algunos de los cuentos estaban escritos en verso, otros en prosa, algunos fueron de creación propia y sin embargo, otros de tradición popular.

Los cuentos son relatados por cada uno de los personajes que se dirigen hacia la Catedral de Canterbury desde Southwark para hacer una visita al templo de Santo Thomas Becket. Sin embargo, lo que en un principio parecía ser una obra de temática religiosa por la razón por la que los personajes hacían dicho viaje, no lo es, ya que esto solamente justifica que un conjunto de personalidades tan dispares coincidan en un mismo trayecto. A parte de esto, no se muestra en ningún momento ni que un personaje sea más religioso que otro ni que se detengan para rezar o algo parecido.

En lo que respecta a la cronología de la obra, prácticamente no existe ya que apenas se da una fecha y no se habla de las paradas para dormir o los días que duró el trayecto y demás, simplemente el lector supone que el viaje se tuvo que realizar en aproximadamente unos tres días, por la cantidad de historias que se cuentan.

Los Cuentos de Canterbury son 24 en total y la historia no está finalizada. Existen diferentes teorías acerca de ello, ya que, por un lado, se cree que Geoffrey Chaucer falleció antes de terminarla de escribir pero, por otro, algunos estudiosos consideran que esto lo hizo de manera deliberada.

Años después y en manos anónimas se han escrito continuaciones de esta obra teniendo como protagonistas a algunos de los personajes que aparecían en la obra original pero no llegaron nunca a contar un cuento. Éstas secuelas no tuvieron el éxito esperado.

Como curiosidad, merece la pena destacar que la autora de la célebre saga de Harry Potter, J. K. Rowling, se inspiró en uno de los cuentos de Canterbury para escribir su obra «Harry Potter y las reliquias de la muerte». Concretamente este cuento era el llamado «El cuento del bulero», que narra cómo tres hermanos se enfrentan a la muerte.